Indemnizaciones por accidente de tren

355
0
indemnizacion por accidente de tren

El ferrocarril es uno de los medios de transporte más importantes y significativos en la sociedad actual y, aunque no son frecuentes, en ocasiones, los accidentes de tren ocurren, pueden darse en trayectos cortos o de cercanías o en la largo recorrido, viajes y trayectos de más distancia, en este último caso, como vimos con el accidente del tren Alvia de Santiago de Compostela, con consecuencias muy graves.

Es importante aclarar que en el caso del transporte público podremos tener derecho a percibir múltiples indemnizaciones, no sólo por el seguro de responsabilidad civil del siniestro, sino también por el seguro obligatorio de viajeros y, en su caso, los seguros de accidente o fallecimiento que cada una de las víctimas pudieran tener contratados en caso de sufrir un siniestro viajando en tren. Vamos a aclararlo con un caso real sucedido en España.

Accidente de tren de Santiago de Compostela

Los lesionados y familiares de los fallecidos del trágico accidente de tren en Santiago de Compostela y accidentes similares tienen derecho a cobrar tanto la indemnización por responsabilidad civil como por todos los seguros que tengan cobertura de accidentes o fallecimiento. Entre otros pueden ser los de:

Seguros de accidentes personales
Seguros de vida
Seguros contratados a través de tarjetas bancarias

Siempre hay que revisar minuciosamente este tipo de productos, en muchas ocasiones incluyen coberturas en caso de accidentes y tenemos todo el derecho del mundo a reclamarlas. En el caso del tren de Angrois las entidades responsables de indemnizar a todas las víctimas del accidente son las aseguradoras contratadas por RENFE para asegurar, tanto la cobertura del Seguro Obligatorio de Viajeros, que en este caso es de la compañía Allianz, y el seguro de Responsabilidad Civil, asegurado a través de QBE Insurance Europe.

Estas indemnizaciones se calculan de forma distinta, según se trate de una indemnización garantizada a través de una relación contractual, como por ejemplo, el Seguro Obligatorio de Viajeros (SOV), seguro de vida, seguro de accidentes personales, seguro de hogar, etc., o de una indemnización extra-contractual por responsabilidad civil. En todos casos, la cantidad devengada dependerá de la gravedad de las lesiones y secuelas.

Además de la indemnización por los daños corporales y/o psicológicos, la aseguradora deberá pagar también por todos los daños materiales y gastos médicos que han tenido que afrontar las víctimas y sus familias.

Como ya aclaró nuestro abogado D. Ignacio González Gugel en declaraciones a Europa Press, “tanto los heridos como los familiares de los fallecidos en el tren siniestrado están amparados por dos derechos, la responsabilidad civil por culpa y el seguro obligatorio de viajeros. Para acogerse a la responsabilidad civil es necesario que antes se determine al culpable del siniestro, mientras que el seguro obligatorio de viajeros va aparejado a la compra de todo billete de un medio de transporte.”

Hay que aclarar que la obligación de indemnizar a las víctimas no impide que las aseguradoras ejerzan su derecho de repetición si se prueba que hay culpa de otra parte.

Miguel de Prada, abogado de Indemnización por Accidente personado en el procedimiento del accidente de tren en Santiago de Compostela comenta la estrategida de la defensa y la indefensión de las víctimas

“aunque sea un derecho constitucional el de no prestar declaraciones, el silencio de los imputados puede ser una estrategia procesal para no incurrir en contradicciones ni aportar ninguna pista al Ministerio Fiscal y a la acusación particular sobre su posible responsabilidad en el trágico accidente.”
DECLARACIONES DE INDEMNIZACION POR ACCIDENTE IMPUTADOS ADIF
Responde así a la situación dada en el juicio por este trágico siniestro y en el que el expresidente de Adif, Antonio González Marín, y Andrés Cortabitarte, exdirector de Seguridad y Circulación, ambos imputados en el procedimiento que se instruye por el accidente ferroviario en Angrois, han sido citados a declarar este miércoles en el juzgado de Santiago de Compostela. A semejanza de los otros 9 imputados de Adif, también González Marín y Cortabitarte se han acogido su derecho a guardar silencio.

La presunción de inocencia ha de entenderse en el sentido de no autoría, no producción del daño o no participación en él. Es una presunción que ha destruirse mediante una actividad probatoria que pesa sobre la acusación. Esa presunción conlleva que nadie pueda ser condenado sin pruebas concluyentes de su culpabilidad, de forma que, si no se demuestra la culpabilidad, procede la absolución del imputado, aunque tampoco se haya demostrado adecuadamente su inocencia.

Por éste motivo, son el Ministerio Fiscal y la acusación particular quienes deben demostrar la culpabilidad de los imputados de Adif. Al no haber pruebas concluyentes de la culpabilidad, la estrategia que parece seguir la defensa de los imputados es diferir la declaración al momento en el que aparezcan esas pruebas incriminatorias, para contradecirlas. Y de no aparecer, oponer la presunción de inocencia para pedir la libre absolución. Desde un punto de vista procesal, esta parece ser la estrategia más conveniente para garantir que no incurrirán en contradicciones y no se dará a la acusación pistas que les puedan perjudicar.

Desde Indemnización por Accidente, despacho de abogados especializado en Derecho de Responsabilidad Civil y Reclamación de Indemnizaciones, denunciamos la falta de protección legal de las víctimas del accidente, que tienen que suportar un procedimiento judicial largo y complejo para la determinación de las responsabilidades; y, entre tanto, queda en suspenso el pago de las indemnizaciones, porque la compañía aseguradora que cubre la responsabilidad civil de Renfe (QEB Insurance, Ltd.) declina el pago hasta que se determine judicialmente la responsabilidad. Hay alternativas jurídicas menos gravosas para las víctimas, como es exigir a la aseguradora el pago íntegro de las indemnizaciones, sin perjuicio de su derecho de repetición contra quien finalmente resulta responsable.

 

↑ volver arriba

¿Qué daños y perjucios deben indemnizarnos en un accidente de tren?

Aquí nos encontramos ante los factores habituales en cualquier tipo de accidente, hablamos de aspectos como el tiempo de curación, hospitalización, operaciones sufridas, incapacidad permanente o secuelas del accidente, todo ello contenido en las tablas del baremo de accidentes actual. Los baremos oficiales establecen determinadas cantidades por los daños y perjuicios sufridos. Estas cantidades son actualizadas anualmente y contemplan 3 aspectos:

1. Indemnizaciones por causa de muerte
2- Indemnización por secuelas
3- Indemnización por lesiones temporales.

Todas ellas compatibles entre si, se contempla además de un perjuicio básico para las víctimas, el perjucio particular y patrimonial que estas pudieran sufrir por causa del accidente.

Por ejemplo, las indemnizaciones anteriores variarán de un caso a otro por factores como:

a) En caso de fallecimiento:

–          Grado de Parentesco
–          Edad
–          Factores correctores:

  • perjuicio económico en función de los ingresos netos de la víctima;
  • circunstancias familiares especiales
  • si la víctima es hijo único
  • fallecimiento de ambos padres en el accidente
  • aborto a consecuencia del accidente

b) En caso de lesiones corporales (se incluyen daños morales):

–          Secuelas (se valoran en puntos en una escala de 1  a 100)
–          Incapacidad temporal
–          Edad
–          Factores correctores:

  • Ingresos netos de la víctima (factor corrector de hasta un 75%)
  • Daños morales complementarios (hasta 95.576€ más)
  • Gran invalidez (hasta 382.303€ más)
  • Adecuación de la vivienda (hasta 143.364€ más)
  • Adecuación del vehículo (hasta 28.673€ más)
  • Embarazada con pérdida de feto a consecuencia del accidente (hasta 38.230€)
↑ volver arriba

¿Quiénes son los beneficiarios de las mismas?

– En primer lugar, la víctima del accidente.
– Las categorías de perjudicados en caso de que se produzca el fallecimiento de la victima.
– El miembro que sea superviviente en el caso de una pareja de hecho o cónyuge viudo.
– Los familiares de víctimas fallecidas y de los grandes lesionados, tendrán derecho a ser resarcidos por los gastos de tratamiento médico y psicológico con un máximo de 6 meses por las alteraciones psíquicas.

↑ volver arriba

El “limbo jurídico” que retrasa las indemnizaciones en accidentes de tren y otros siniestros graves

pago indemnizaciones accidentes de tren

Volviendo al caso real del accidente del Alvia de Santiago, según el informe que presentó la CIAF  en el juzgado de Instrucción nº 3 de Santiago de Compostela, la causa principal del descarrilamiento del tren ha sido “un exceso de velocidad del tren por no respetar el personal de conducción lo prescrito en el libro horario ni el cuadro de velocidades”. Es decir, se culpa al maquinista.

Las víctimas deberían cobrar las indemnizaciones y la aseguradora repetir contra el responsable legal

En su momento, ya desde Indemnización por Accidente,  denunciamos el retraso en el pago de las indemnizaciones ya que las víctimas del accidente del Alvia podrían cobrar las indemnizaciones que les corresponden a través del seguro de responsabilidad civil de Renfe y, una vez determinado el responsable legal, la aseguradora podría ejercer el derecho de repetición contra éste. 

Esta posibilidad está prevista por ley, pero cuando hay elevadas cantidades de dinero en juego, ninguna de las partes quiere asumir que tiene responsabilidad. Asimismo, se arriesgan a pagar cantidades mucho más elevadas, porque pueden tener que pagar intereses desde la fecha del accidente.

Como hemos comentado en situaciones anteriores, si se tratase de un accidente de tráfico – que, desde el punto de vista jurídico, es lo mismo – en el que el causante del daño fuese un conductor que circula con exceso de velocidad y hablando por el móvil, ciertamente sería responsable del accidente y su compañía aseguradora sería condenada solidariamente junto con el conductor a pagar la indemnización a los perjudicados.

Pero incluso en los accidentes de tráfico, sobre todo, en caso de colisiones múltiples, en las que no se puede determinar a ciencia cierta quien ha sido el responsable, las aseguradoras se echen las culpas unas a otras para eludir sus responsabilidades.

La actitud de las aseguradoras suele retrasar el cobro de las indemnizaciones

Desde el punto de vista del derecho de defensa del responsable, es un juego lícito; sin embargo, desde el punto de vista de los perjudicados, es un abuso de derecho que se sirvan de ellos para depurar una responsabilidad que en ningún caso es imputable a los perjudicados.

Este juego de intereses crea una especie de “limbo jurídico” para las víctimas, que puede tardar años en solucionarse hasta que cobren la indemnización que les pueda corresponder.

Señalamos, una vez más, que los órganos de justicia tienen el deber de proteger a las víctimas del accidente y no ceder a ninguna influencia política o económica, bajo ninguna circunstancia.

↑ volver arriba

¿Debo contratar un abogado si sufro un accidente de tren?

abogado especializado para accidente de tren

Aunque no es obligatorio, si es muy recomendable contar con un abogado especializado que defienda nuestros intereses

Sí, sin duda alguna, aunque no es obligatorio, la complejidad de estos accidentes, su gravedad y la existencia de múltiples seguros a los que reclamar hacen que sea casi imprescindible contar con un abogado especializado en accidentes de tráfico que aclare todas nuestras dudas y defienda nuestros derechos frente a las aseguradoras. Aquí es tan importante el cuánto reclamar cómo el saber a quién hay que reclamar cada cantidad…

Las indemnizaciones pueden superar el millón de euros y las aseguradoras tratarán de rebajarlas al máximo

En el caso particular del accidente de tren en Santiago que comentábamos anteriormente y otros similares de gravedad, recomendamos a todas las víctimas que tengan especial cuidado antes de contratar los servicios de empresas que no están conformadas por abogados, la ayuda profesional se hace indispensable para obtener una indemnización justa, hay que tener en cuenta que las aseguradoras tratarán de minimizar el efecto de este accidente con tantas víctimas en sus cuentas de resultados, ya que muchas de las indemnizaciones que tendrán que afrontar podrían incluso superar el millón de euros. Muchas empresas con locales en planta calle, son formadas por personas sin calificación para gestionar este tipo de reclamaciones.

En caso de sufrir un accidente de tren puede contactar con nuestros abogados especializados en accidentes en el 91 737 11 10 si nos llama desde Madrid y otras provincias o en el 93 414 73 20 si lo hace desde Cataluña. Estaremos encantados de atenderle y evaluar su caso sin ningún compromiso.

¿Consideras útil esta información?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here